Se casa la hija de un motero!

Se casa la hija de un motero!

Cuando Mireia escogía su coche de novia no esperaba que de camino a la boda la seguiría un convoy de motos. Esta sorpresa la puso en marcha su padre motero y no se equivocó! Los pitos de los cláxones y el zumbido de los motores no sólo hicieron reír a su hija, pero sobre todo distendieron todos los nervios. Mireia salió de su barrio con un apoyo multitudinario y ensordecedor. Los invitados que la esperaban en el Mas de Can Riera escuchaban los motores subiendo la montaña y la emoción en el ambiente aceleró al máximo.

Dos motos guiaron el Rolls-Royce blanco hasta el pasillo desde donde Carlos, el novio, miraba a su prometida emocionado. Todos quedaron impresionados con esta entrada tan atrevida. Después de una ceremonia muy emotiva y personal, el día siguió sin interrupciones, pero el nivel de exaltación no bajo hasta el final!

Leave a Reply

%d bloggers like this: